sábado, 29 de octubre de 2011

Sábado, llueve...Saluda natura con la Vida.
Viaja el otoño sobre notas de colores y olor a tierra mojada.
Y mi alma refleja tu sonrisa, esposa mía, y tu alegría, y tu encanto y tu sensualidad. Mi alma vive en el regazo de tus ojos, se alimenta de tus labios, respira tu aliento y vuela con tu amor. Es inmortal con tu amor.
Anda...bésame, nena,
hazlo y déjame sin aliento...

9 comentarios:

Madame Milagros dijo...

que ternurita... el amor fluyeeeeee ... nice!!!!
besos y abrazos Valaf y Sra... nos estamos leyendo.

Mari dijo...

...Y mi alma refleja tu sonrisa, esposo mío, y tu alegría, y tu encanto, y tu hechizo. Mi alma vive en el regazo de tus ojos, se alimenta de tus labios, respira tu aliento y vuela con tu amor. Es inmortal con tu amor...

...Dulcemente perdida,
me dejo seducir por tu hechizo,
tu aliento en mis labios
tu amor en mi alma
acariciándola...

mágico dijo...

Oooooooh yeahhhhh,

La taberna está que arde,
cuánto amor se respira
a ver si el tabernero se estira
y nos invita esta tarde.

Valaf dijo...

Claaaaaaaaaro mag, jajaja

Ahí, ahi tienes el postre, jiajiajiajiajia...

Valaf dijo...

Ufffffffffff, nena...
Pera, pera que et contesto...jejeje

Mar dijo...

Pardiez! lo que da de sí una tarde de lluvia ;-)

bss.

Valaf dijo...

jejejeje...

María dijo...

El amor fluyen entre tus letras, latiendo hasta los espacios en blanco, y es que el otoño frío puede convertirse en una isla cálida y envuelta en fragancia.

Un beso.

Valaf dijo...

Gracias, María. El otoño es mi estación favorita: no hay colores como los del otoño.

Un beso