miércoles, 15 de junio de 2011

Aprendí que la poesía y la ciencia son hermanas gemelas. Poesía, buena, mala o regular, propia o ajena, con y sin rima, sumando y sin sumar, nada importa si la forma construye significados más allá de las palabras, nada si es el alma quien la forja. Esa es, por otra parte, una de las maravillas de la matemática.
Aquello que consiguen tres o cuatro líneas no lo consiguen largos textos filosóficos, cuajados de sofismas y absurdos bien vestidos (1). Verdaderos círculos llenos de gerundios.

Y ahora, una canción. Yo la entiendo como un poema dedicado a la obra más bella de la Creación.


(1):  No todos, está claro.

19 comentarios:

Mar dijo...

Ya lo dice el refrán: "Lo breve, si bueno, dos veces bueno" :)

No hace falta una parrafada para decir lo que se sintetiza en pocas palabras. Sin embargo, me llama la atención quien es capaz de escribir con maestría varias páginas sobre cualquier cosa que a otr@s lo más que se les ocurriría sería tres o cuatro líneas. En fin, hay que tener el "don" de saber contar las cosas sin que se haga pesado.

Bss.

Valaf dijo...

Excepciones hechas, Mar. Siempre las hay (y me pareció que quedaba clara la idea). Pero sí, se me quedó en el tintero que los más grandes lo son por algo. Esos nunca aburren, al contrario, deslumbran. Quizá haya que explicitarlo. Gracias por la observación porque es muy necesaria para evitar malentendidos (añado una nota).
Además, dentro de la poesía incluyo aquellas formas de expresión no necesariamente escritas.

Un beso

mágico dijo...

Cierto, Valaf. Fíjate en la tabla del cero, por ejemplo, rima en todos sus versos, jajaja...

Ep, capto lo que quieres decir, "si es el alma quien las forja"...



Temazo del flowers!

Valaf dijo...

Jajajajaja, y tanto que rima, jajajaja

Bien, no creo que sea necesario decirlo, pero no me refiero a nadie en particular (sólo faltaría) sino a formas de hacer conocimiento y/o expresar cumbres "anímicas".

Ei, eso de la tabla de cero me lo apunto, jajajaja

Mari dijo...

El legado de los antiguos sofistas ha pervivido a lo largo de los siglos en las formas más variopintas. Un poema, por ejemplo, puede ser barroco en sus formas si con ello consigue transmitir el mundo interno del poeta; puede rimar o no hacerlo, eso es secundario...pero un ensayo, no. Muchas veces los versos libres, liberados de métricas y secuencias silábicas, son más frescos y llegan mucho más hondo.
Realmente, los textos filosóficos que han dejado una huella profunda en la historia del pensamiento, son muy escasos. Creo, además, que es algo bastante lógico. Así pues, estoy de acuerdo con la idea de la entrada.

La canción es una preciosidad…;))
Un petonet, cariño.

Amelia Díaz dijo...

Matemáticas y poesía...cuánto me cuesta hacer entender eso que tú tan bien has resumido: son hermanas gemelas. O trillizas, porque la música es la tercera.

Aún se sorprenden de que yo sea matemática y poeta...

Besos!!!

Valaf dijo...

No vegis les vegades que m'ha caigut de les mans llibres d'alguns dels filòsofs amb més renom, entenc el que estàs dient. La profunditat no està renyida amb la claredat del llenguatge, com molt bé dius.
Els poemes són una cosa del tot diferent: ahi el poeta és lliure i ho és perquè camina en la perifèria del llenguatge.

Muak !!!!

Valaf dijo...

Cierto, incluímos la música (también se me ha olvidado mencionarlo)
La simplicidad de las matemáticas, esa simplicidad de una profundidad maravillosa.

Un beso, Amelia

Valaf dijo...

Pues que estoy conforme con lo que dices ¿qué otra cosa podría haber dicho? Tu comentario de antes lo suscribo al 100%. Además, no veo a ningún plebeyo. Pero qué cosas tiene vuestra merce, jajajaja.
La musiquita, pues mire, a mi me mola (menos mal que el play es opcional)

acróbata dijo...

En fin, tanto las letras como los números tienen su magia aunque magos, magos.....la verdad no muchos.

En fin, un aprendiz como yo me quedo escuchando a Antoñito que tenía duende el jodio.

Abrazos chavalote.

P.d: Es curioso que te llame ahora chavalote, eh Valaf, pero bueno no te ofende verdad???, si es así avisa y.....no, no te lo llamo más...jajajaj.

Valaf dijo...

Chavalote? Como prefieras, chavalín, jajajaja.
Bueno, hablaba sobre muchos textos filosóficos que, después de 100.000 palabras, pues no han dicho nada o simplemente han vuelto al principio. Vamos, estoy seguro de que te has topado con muchos de ellos, no es nada raro. Como tampoco lo es dar la opinión personal sobre ello en un post. Pues no hay críticas a la filosofía por ahí. Y lo que está claro es que no me hago responsable de las conclusiones que saque la gente sobre esa opinión que he dado. Todos tenemos la nuestra, verdad???, jajajajaja, ayyyyyyyy
Jo, y pensar que en el segundo comment ya he dicho que añadía una nota para que no hubiesen malentendidos.

Hala, un saludo

TORO SALVAJE dijo...

Firmo tus palabras.
Unas líneas escritas con alma son capaces de todo.

Saludos.

mágico dijo...

Alguien ha entendido algo del post en cuestión? Por favor, dejen sus opiniones en:
www.descifrojeroglificosindespeinarme.com

Gracias

Valaf dijo...

Gracias, Toro. Y creo que tienes razón, aquello que verdaderamente toca ha de tener el sello del alma. Y tú eres un maestro en ello. Gracias.

Valaf dijo...

jajajaja, osssssssstia, mag...menos mal!!!, jajajaja

Antony Sampayo dijo...

El álgebra acorta mucho mejor los caminos del saber.

Saludos.

Valaf dijo...

Aunque sea de una manera algorítmica. Dicen que no ocupa lugar (el saber), pero estantes, por un tubo, jajaja

Saludos

auroraines dijo...

Muy bueno tu razonamiento, las dos demuestran algo verdadero y con significado más allá de las palabras, hiciste metapoesía con esta entrada.
Un beso

Valaf dijo...

Gracias, Inés. La intención era indicar la potencia de la poesía a la hora de transmitir ciertas cosas que van mucho más allá del lenguaje filosófico. Y eso tiene mucho que ver con las matemáticas, por eso digo que son formas de lenguaje gemelas.
Pero me temo que alguno o algunos dedujeron de esta entrada ves a saber qué.

Un beso